El cepillo siempre a mano

La mujer embarazada debe extremar los cuidados dentales para prevenir alteraciones -debido al aumento de la acidez bucal  provocada por los cambios hormonales-, las que con una buena higiene pueden ser evitadas.

La gingivitis es una inflamación de las encías, estas aparecen enrojecidas, edematosas, sensibles y con tendencia al sangrado espontáneo durante el cepillado. Por lo general se observa a partir del tercer mes de embarazo, pero si la mujer ya la padecía el proceso empeora.
Si la gingivitis es excesiva y no se trata, puede evolucionar hacia enfermedad periodontal con lesión de los tejidos de unión del hueso al diente, pérdida parcial de hueso y riesgo de pérdida de los dientes.

La caries es también frecuente durante el embarazo por los cambios de la flora bacteriana de la boca durante esta etapa y el aumento de acidez bucal, lo que unido a los “antojos” de la mujer por carbohidratos  y  dulces aumenta el riesgo.

Si la alteración periodontal de la madre es severa puede aumentar el riesgo de que el bebe nazca con bajo peso y antes de tiempo. (Texto ampliado en la pestaña Gestación).

 

Extraído de: Cuidados dentales en el adulto mayor y Caries dental

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s